¿Qué causa la candidiasis vaginal?

El hongo que causa la candidiasis vaginal vive normalmente en su cuerpo, cantidades normales de Candida Albicans viven en la boca, el estómago y la vagina, y no causan infecciones.

La candidiasis ocurre cuando hay un crecimiento excesivo de Candida.

Un cambio en el equilibrio químico en la vagina permite que el hongo crezca demasiado rápido y cause los síntomas. Cortesía de: www.geosalud.com

Las causas pueden incluir:

Consumo de medicamentos (especialmente antibióticos y corticosteroides) Embarazo Tener sobrepeso Tener una infección bacteriana Sistema inmune debilitado Diabetes Psoriasis Tomar píldoras anticonceptivas El clima cálido, la falta de higiene y la ropa ajustada también son factores de riesgo, ya que crean el ambiente ideal para la cándida. Los expertos no están de acuerdo si la Candidiasis es de transmisión sexual. Algunas investigaciones han sugerido que es muy poco probable que una mujer infectada le transmita la candidiasis a un hombre. Por otro lado, no es improbable que un hombre pueda infectar la candidiasis a su pareja una vez que la tenga. Investigaciones recientes han encontrado Candida albicans en el semen de hombres cuyas parejas sufrieron de infecciones recurrentes por hongos. Debe tener en cuenta esta posibilidad si una infección de Candida se hace recurrente.

Síntomas de la candidiasis vaginal

Los síntomas de la candidiasis vaginal pueden variar de leves a moderados e incluyen: Prurito e irritación en la vagina y los tejidos en la abertura vaginal (vulva) Una sensación de ardor, especialmente durante el coito o al orinar Enrojecimiento e hinchazón de la vulva Dolor vaginal Erupción cutánea vaginal Secreción vaginal acuosa Secreción vaginal gruesa, blanca y sin olor con aspecto de requesón Aunque la mayoría de las candidiasis vaginales son leves, algunas mujeres pueden desarrollar infecciones graves que implican enrojecimiento, hinchazón y grietas o llagas en la pared de la vagina. Tratamiento de la candidiasis vaginal Los medicamentos para tratar la candidiasis vaginal están disponibles en forma de cremas, ungüentos, tabletas vaginales o supositorios y tabletas orales. Este infección puede tratarse en casa si: Sus síntomas son leves y no tiene dolor pélvico ni fiebre. Esta no es su primera infección por hongos y no ha tenido muchas infecciones por esta causa en el pasado. No está embarazada. No está preocupada por otras infecciones de transmisión sexual por contacto sexual reciente. Tratamiento de síntomas leves a moderados y episodios infrecuentes de infecciones por hongos Terapia vaginal de corto plazo. Un tratamiento que dura uno, tres o siete días normalmente eliminará una infección por hongos. Se ha demostrado la efectividad de algunos medicamentos, incluyendo butoconazol (Gynazol-1), clotrimazol (Gyne-Lotrimin), miconazol (Monistat 3) y terconazol (Terazol 3). Algunos de estos medicamentos están disponibles solo con receta, mientras que otros están disponibles sin receta. Los efectos secundarios pueden incluir quemaduras leves o irritación durante la aplicación. Es posible que necesite usar una forma alternativa de control de la natalidad, debido a que los supositorios y las cremas son a base de aceite y podrían debilitar los condones de látex y los diafragmas. Medicamentos orales de dosis única. Es posible que su médico le recete una dosis oral única por única vez del medicamento fluconazol (Diflucan). O bien, puede tomar dos dosis únicas con tres días de diferencia para controlar los síntomas graves. Tratamiento sin receta. Los supositorios y cremas vaginales antihongos de venta libre son efectivos para muchas mujeres, y son una opción segura durante el embarazo. El tratamiento generalmente dura de tres a siete días.

Tratamiento para una infección por cándida complicada

Terapia vaginal de larga duración. Un régimen de tratamiento con fluconazol durante siete a 14 días puede eliminar con éxito una infección por hongos. La medicación generalmente es una crema vaginal, ungüento, tableta o supositorio. Medicación oral multidosis Su médico puede recetarle dos o tres dosis de fluconazol por vía oral en lugar de terapia vaginal. Sin embargo, esta terapia no se recomienda para mujeres embarazadas. Plan de mantenimiento. Para las infecciones recurrentes por cándida, su médico podría recomendar una rutina de medicamentos para prevenir el crecimiento excesivo de este hongo y futuras infecciones. La terapia de mantenimiento comienza después de que una infección por cándida se elimina con el tratamiento. Es posible que necesite un tratamiento más prolongado (de hasta 14 días) para eliminar la infección por cándida antes de comenzar la terapia de mantenimiento. Las terapias pueden incluir un régimen de tabletas orales de fluconazol una vez por semana durante seis meses. Algunos médicos recetan clotrimazol en forma de supositorio vaginal que se usa una vez a la semana en lugar de un medicamento oral.

Remedios caseros para la candidiasis vaginal

El yogurt griego. El yogurt puede considerarse un probiótico porque contiene bacterias vivas, como Lactobacillus acidophilus. Estas bacterias son esenciales para crear un ambiente saludable en tu vagina y pueden ayudar a tratar un crecimiento excesivo de Candida causado por un desequilibrio. El yogur griego simple es el mejor tipo para usar en este remedio casero. Asegúrese de que el yogurt no contenga azúcar agregada, lo que estimula el crecimiento del hongo Candida. Aceite de coco El aceite de coco es un aceite graso derivado de la pulpa del coco. El aceite tiene muchos beneficios para la salud, incluidas propiedades antihongos. Los estudios han demostrado que el aceite de coco es eficaz contra la Candida albicans, por lo que este remedio casero es uno de los pocos con pruebas contundentes de que realmente funciona. Para tratar una infección vaginal por hongos con aceite de coco, asegúrese de comprar aceite de coco puro y orgánico. Puede aplicar el aceite directamente en el área de la piel afectada. Ácido bórico. El ácido bórico, mediante un supositorio vaginal disponible con receta médica, ayuda a tratar variedades de Candida poco comunes que son resistentes a los medicamentos. El tratamiento es solo vaginal y se aplica dos veces al día durante dos semanas. Sin embargo, el ácido bórico puede irritar la piel y puede ser mortal si se ingiere accidentalmente, especialmente en los niños.
Facebooktwittergoogle_plusrssyoutubemailFacebooktwittergoogle_plusrssyoutubemail

twittergoogle_plusmailtwittergoogle_plusmail