AGENDA DE GÉNERO Derechos de la Mujer MUJER Y TRABAJO

Responsabilizar a empresas outsourcing de seguridad social de trabajadoras del hogar

Programa de afiliación del IMSS debe contemplar intermediarios, piden especialistas

CIMACFoto: Gabriela Mendoza VázquezPor: la RedacciónCimacnoticias | Ciudad de México.- 08/07/2019

Las contrataciones de servicios de trabajadoras del hogar por empresas de outsourcing es una industria que crece rápidamente, por lo que se debe buscar que se responsabilicen de la afiliación de las trabajadoras al Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS).

Esta es una de la serie de propuestas que realizó la Conferencia Interamericana de Seguridad Social (CISS) al programa piloto del IMSS para incorporar a las trabajadoras del hogar a la seguridad social.

En el estudio “Seguridad social para personas trabajadoras del hogar en México: una propuesta” diversas investigadoras explican que existen empresas que ofrecen servicios de conexión entre trabajadoras del hogar y empleadoras por internet (conocidas como outsourcing), pero se deslindan de la responsabilidad legal de afiliarlas a la seguridad social y la transfieren directamente a la empleadora.

En este sentido se propone en la publicación que las empresas intermediarias sean obligadas a cobrar a la persona empleadora y hacer las contribuciones correspondientes a las horas de trabajo de cada trabajadora directamente al IMSS.

Ello implica que el IMSS adecue su programa de afiliación para poder tramitar el cobro con las empresas intermediarias y se facilite la gestión de quejas cuando estas empresas no garanticen a las trabajadoras del hogar sus derechos laborales.

De esta manera también se abre camino a la regulación de este tipo de empresas en otras industrias, indican las autoras y autores del estudio, Renata Turrent Hegewisch, Tonatiuh Martínez Aviña, Leyla Acedo Ung, y Hugo Garciamarín Hernández

El programa piloto de incorporación de las trabajadoras del hogar al régimen de seguridad social se instauró este año como resultado del fallo que emitió la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) en diciembre de 2018.

La Primera Sala del tribunal calificó como inconstitucional que las empleadoras no estén obligadas a inscribir a las trabajadoras del hogar al régimen obligatorio del IMSS, resolviendo que se cree un programa especial para que tengan seguridad social y se adecuen las leyes correspondientes.

En concordancia con la sentencia de la Corte, en la discusión de la reforma laboral se modificó la Ley del Seguro Social y la Ley Federal del Trabajo, estipulándose que las trabajadoras del hogar deben tener acceso obligatorio a la seguridad social, prestaciones, contrato escrito y se prohibió la contratación de menores de 15 años de edad. Las reformas entraron en vigor el pasado 2 de julio cuando se publicaron en el Diario Oficial de la Federación.

En el programa piloto del IMSS las trabajadoras son las principales beneficiarias y además pueden afiliar a su cónyuge, hijas e hijos, padre y madre. La cobertura de seguridad social incluye servicios médicos, fondo para el retiro, incapacidad, pensión por invalidez y vida, servicios velatorios y guarderías.

OTRAS MODIFICACIONES

Otras de las observaciones que hace la CISS al programa del IMSS es que el acceso a éste no debe estar condicionado por el salario, pues para poder inscribir a la trabajadora del hogar se requiere que reciba un salario mínimo.

“El esquema contributivo debe tomar en cuenta que la mayoría de la población en México que se dedica al trabajo remunerado del hogar, gana menos de 3 mil pesos al mes. Bajo este piso, el universo de trabajadoras que califica para incorporarse al programa se reduce en un 50 por ciento”, indican en el estudio.  

De la misma forma, respecto al esquema de contribuciones para el trabajo del hogar las investigadoras proponen que sea bipartito y no tripartido como es actualmente; del porcentaje total de la tasa de contribución que 78 por ciento lo pague la persona empleadora y 22 por ciento el gobierno federal.

De acuerdo con la CISS, exentar a las trabajadoras del hogar del pago de contribución es una medida catalizadora y política reparativa por la devaluación y precariedad en que se ha mantenido históricamente su labor.

Este estudio fue presentado ante la Comisión de Igualdad de Género de la Cámara de Diputados desde donde se comprometieron a seguir impulsando la legislación para lograr la inclusión de las trabajadoras del hogar a la seguridad social

Cabe recordar que en el fallo de la Suprema Corte se dio al IMSS el primer semestre de 2019 para poner en marcha el programa piloto, para después de ello, hacer las modificaciones que se requieran.

La meta es que en tres años se alcance la cobertura total de las 2.4 millones de personas trabajadoras del hogar que se calcula existen en el país.

19/HZM/LGL

Artículos Relacionados

Buscarán reparación del daño para Dafne McPherson

PSM

Se incrementa VIH/sida en mujeres adolescentes de 15 a 24 años

PSM

Llaman a acelerar designación de titular en Conavim

PSM